Declarando el uso de tu marca

Actualizado: 22 abr

Los titulares de marcas cuyo registro fue concedido en fecha 10 de agosto de 2018 o posterior, deberán presentar ante el IMPI la declaración de uso real de su marca. En nuestra opinión consideramos que esta nueva obligación resulta necesaria pero insuficiente, para depurar los registros de aquellas marcas que acaparaban Clases completas. Actualmente existen un gran número de marcas en la situación anterior, acaparando Clases que incluyen cientos de productos o servicios, cuando la realidad del uso de esas marcas, fuese distinguir dos o tres productos dentro de la Clase para la que fue registrada. A pesar de ser una obligación con buenas intenciones, resulta insuficiente si el IMPI no exige evidencia real del uso de la marca objeto de la declaración; partiendo de que en el Instituto consideran a la mayoría de las solicitudes hechas de buena fe. Menos mal, la intención de purificar el registro se dejó ver, pero falta un poco más de rigor para que se vuelva una realidad.


Los titulares deberán hacer la presentación de su declaración de uso dentro de los 3 meses a partir de la fecha en que su título de registro cumpla 3 años de haber sido otorgado. La consecuencia de omitir presentar la declaración en tiempo será la caducidad del registro y la pérdida del mismo.


Por último, es importante señalar que la declaración de uso solo se presenta en dos momentos: 3 años después de otorgado el registro y al momento en que se lleva a cabo la renovación de la marca. La falta de declaración siempre lleva a la caducidad del registro, por lo qué hay que ser extremadamente puntuales en su cumplimiento, además de honestos, ¿Para qué declarar el uso de la marca sobre la totalidad de productos o servicios dentro de una clase? Suena absurdo, pero tristemente, muchos titulares harán su declaración buscando mantener su monopolio de Clases.

 

Copyright ©️ 2021 Bespoke - Todos los derechos reservados

14 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo